NOBEL DE LA PAZ, PAZ, PAZ... OBAMA SE VA A LA GUERRA

Con todas las buenas intenciones y la motivación que le pudo generar el Nobel de la Paz al presidente Barack Obama, ya entrado en confianza por la aprobación y el reconocimiento mundial, se aventuró a tomar la decisión de enviar a 13,000 soldados extra a territorio Afgano.

La Casa Blanca autorizó el traslado de los soldados luego de que se pidiera un refuerzo de 40,000 soldados por parte de Stanley McChrystal, comandante militar en Afganistán, ante la creciente insurgencia talibán.

Con todas las miradas puestas en el siguiente movimiento del gobierno, la insistencia en la aprobación del 2%, y los próximos desmadres que harán los ex empleados de Luz y Fuerza, esta contrastante noticia quizás pasa a un segundo termino, donde pasará desapercibida y mantendrá pulcra la imagen del mandatario estadounidense ante ojos mexicanos.

Con un presidente del empleo generando 60,000 desempleados y un Nobel de la paz que se va a la guerra, nada más nos falta esperar a ver quien se avienta una jalada más original antes de que acabe el año.

por Juan José González

- Reportero